Trucos para acertar al pintar una habitación juvenil

Trucos para acertar al pintar una habitación juvenil

La habitación de una persona dice mucho de la misma, así como su organización, y la atmósfera general. Para ello es imprescindible tener muebles acordes, pero también elegir bien cómo pintar la habitación juvenil.

Por eso aquí hoy te ayudamos en la elección de pintar una habitación juvenil.

Consejos para pintar una habitación juvenil

  • La habitación debe reflejar la personalidad del dueño.
  • El joven ha de encontrar en su habitación un refugio, por lo que esta debe ser acogedora.
  • La disposición de los muebles jugará con el espacio libre de la habitación juvenil
  • Al pintar una habitación juvenil de color claro, parecerá más grande.
  • Por el contrario, una habitación juvenil pintada de oscuro, transmitirá calidez.
  • Al diseñar una habitación -ya sea juvenil o no- , lo aconsejable es empezar por saber de qué color pintar la habitación. A raíz de ello irá todo lo demás.

¿Qué colores utilizar para las paredes de una habitación juvenil?

Estamos ante una habitación para un adolescente, no un bebé. Es por eso que los colores pastel ya no son los más idóneos. Lo ideal es saber combinar colores vivos sin que la habitación quede estridente.

La clave es combinar colores vivos con colores neutros que les resten potencia y aporten serenidad.

Lo ideal adaptándonos a las tendencias, es pintar dos paredes de un color vivo y el resto con tonos neutros o suaves. Un azul grisáceo o rosa cuarzo siempre serán buena elección. Además, Pantone ha dotado a este último como el color del año 2016.

Otro truco muy original e ideal para pintar una habitación juvenil es utilizar pintura de pizarra. Esta opción es práctica, bonita y fácil. Además, al estar en la habitación de un joven estudiante, le puede ayudar a la hora de estudiar, o simplemente servir para desarrollar su creatividad.

Aunque no debemos seguir patrones diferentes para chicos y chicas, lo cierto es que existen preferencias que generalmente escogen las chicas, y otras que escogen los chicos:

  • Para habitaciones de chicas los colores más utilizados los naranjas rosados, el color aguamarina, y beige.
  • Los chicos, por otra parte suelen escoger tonos grises, así como azul en todas sus tonalidades y verdes. También acostumbran a escoger colores amarillos combinados con gris muy claro.

Ahora que os hemos dejado las pautas para pintar una habitación juvenil, lo más importante es que el jóven que la ocupará forme parte en todo el proceso. Su elección es la más importante, porque en la adolescencia se pasa mucho tiempo en la habitación. Una habitación juvenil acogedora será la clave para un adolescente responsable y organizado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*